Viviendas para singles en Haya Real Estate

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

Ni solterones, ni solteronas: ahora se habla de singles, lo que no es sino un indicativo de la evolución de la percepción social sobre el estado civil de la soltería. Si antes era una condición poco habitual que incluso se veía con sospecha, hoy en día es una alternativa que eligen no pocas personas. La ciencia ha demostrado, incluso, que la soltería puede traer consigo mayores dosis de felicidad que la vida en pareja: a esta tesis ha dedicado su libro “Single Out” la socióloga americana especializada en soltería Bella DePaulo, quien ha recopilado numerosos estudios que demuestran que, incluso, los solteros pueden llegar a sentirse menos solos que aquellos que no lo son.

Es un signo de los tiempos que elegir una vida sin pareja pueda ser, por tanto no sólo fuente de satisfacción personal sino también una razón de orgullo y, por ello, muchos de los que no celebran San Valentín reivindican contar con su propia fecha 24 horas antes, el 13 de febrero, día del Soltero, durante el que que reivindicar su decisión y dedicar especiales atenciones a la persona con quien comparten sus días: ellos mismos.

Vivir solo: una opción en alza

Ser soltero y vivir solo son circunstancias que van, obviamente, de la mano. Según los datos aportados por la Encuesta Continua de Hogares del INE publicado el pasado 2019, 4,7 millones de personas ya vivían solas en España en 2018: los hogares ocupados por una sola persona suponen el 25% del total, los segundos en número tras los hogares en los que viven dos.  

Ahora bien, vivir solo penaliza, al menos desde el punto de vista económico, llegándose a hablar incluso de la “tasa del soltero”. Los motivos son evidentes: no sólo no se comparte el gasto en vivienda, ya sea en compra o alquiler, tampoco se comparten las facturas del agua, la luz o la calefacción, ni el coste de la conexión a internet, ni la suscripción a servicios de streaming, ni el gasto en muebles o electrodomésticos.

Las ventajas de vivir solo y que van desde el dominio del mando a distancia hasta la independencia de horarios y movimientos, pesan más en el lado de la balanza para muchas personas que los inconvenientes anteriores.

Opciones de viviendas para singles en Haya Real Estate

Quienes lleven la soltería por bandera y vivan solos bien por decisión, bien por imposición, deberán ser especialmente precavidos y previsores a la hora de decidirse a embarcarse en la aventura de adquirir una vivienda en solitario. A cambio, contarán con absoluta independencia para elegir un espacio a su medida. Haya Real Estate cuenta con un catálogo de inmuebles que pueden convertirse en opciones potenciales para estos.

Viviendas de una habitación, ideales para aquellas personas que quieran emprender este cambio de aires. Entre los inmuebles destacados, se encuentran los siguientes:

  • En Mataró (Barcelona), se encuentra en venta un piso en edificio residencial de una habitación, un baño y trastero incluido en la planta baja por solo 97.480 euros. Se sitúa en un barrio cerca del centro, con todos los servicios a su alcance.
  • También en Mataró, está a la venta un piso de obra nueva, de un dormitorio y un baño, por 130.000 euros. Cuenta con buena conexión de transportes y servicios de todo tipo.
  • En Barcelona, está disponible un piso de dormitorio doble, baño completo y cocina abierta por 279.000 euros.
  • Bajando hasta Ciempozuelos (Madrid), se encuentra disponible un piso en urbanización (con piscina y zonas verdes) de un dormitorio y un baño por 94.544 euros. Con aparcamiento en superficie suficiente incluido en el precio.
  • Cerca de Valencia, en la provincia de Real de Gandía, está a la venta un estudio (tipo dúplex) en edificio residencial con una habitación y un baño por 53.000 euros. Cercano y con buena conexión al paseo marítimo y la playa.
  • Por último, en La Pobla de Vallbona (Valencia), una vivienda exterior de una habitación y baño por 50.200 euros. 

La vivienda del soltero

Precisamente, el precio es el factor principal por el cual la opción mayoritaria por quienes viven solos, sobre todo en las grandes ciudades, en las que el metro cuadrado es más caro, son las viviendas de un solo dormitorio, apartamentos pequeños en la que cocina y salón comparten un espacio diáfano o estudios. El tipo de apartamento o estudio que eligen los solteros depende, eso sí, de su edad: los jóvenes optan por estudios o lofts y, en la medida que se aumenta la edad y el nivel adquisitivo, en la práctica también lo hacen metros cuadrados de la vivienda. Por lo demás, se valora la funcionalidad (se buscan inmuebles a los que sacar el máximo partido para conseguir las máximas comodidades y almacenaje) y la ubicación (cercanía al puesto de trabajo o a la zona donde transcurre su vida social o sus actividades de ocio). 

Etiquetas