Live! Resort Madrid: el macro proyecto de ocio para el este de Madrid

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

Son 134 hectáreas de terreno rústico que se extienden próximas al aeropuerto Adolfo Suárez-Barajas, en el término municipal de Torres de la Alameda, un pueblecito de casi de 8.000 habitantes. Este es el emplazamiento de la que puede ser una de las mayores inversiones inmobiliarias de la historia de la Comunidad de Madrid.

Así lo anunció el pasado diciembre la promotora norteamericana Cordish al presentar el ‘Live! Resort Madrid’, un espectacular proyecto para construir un centro de ocio y juego, con un presupuesto inicial de 2.000 millones de euros que tendría que ser completado con aportaciones públicas.

En realidad, el anuncio ha sido una declaración de intenciones ya que ahora se pone en marcha la maquinaria burocrática por parte de la comunidad para determinar la viabilidad del plan y, en su caso, las condiciones, permisos y licencias necesarias para ejecutarlo.

El estudio realizado por Cordish presenta unos datos lo bastante atractivos como para confiar en que el proyecto cambie el perfil inmobiliario y gran parte de la actividad económica del este de la capital: prevé crear más de 56.000 empleos directos e indirectos, con un impacto económico de hasta 6.000 millones de euros en los primeros cinco años.

Eso haría, según la compañía inversora, que las propiedades de la zona se revalorizaran entre un 5% y un 15%. Urban Data Analytics (UDA), empresa que analiza el mercado inmobiliario a través del Big Data, ya ha realizado su propio estudio en la zona, señalando Torres de la Alameda y la vecina Loeches como las localidades más beneficiadas, destacando también otras cuatro del corredor del Henares: Campo Real, Mejorada del Campo, Alcalá de Henares y Torrejón de Ardoz.

En gran medida esa revalorización sería generada por las infraestructuras que habría que implementar para mejorar las comunicaciones. Las actuales carreteras comarcales deberían ser sustituidas por viales de alta ocupación con enlaces directos con las autovías radiales.

Además, el propósito de Cordish es “construir un apeadero de tren que conectaría con Atocha en 10 minutos… Están previstas conexiones lanzadera con el aeropuerto, IFEMA, las estaciones de Atocha y Chamartín y con diversos puntos del centro de Madrid”, se explica en el dossier presentado.

El plano del complejo

El diseño del ‘Live! Resort Madrid’ parece bastante avanzado. Tendría como centro neurálgico una gran plaza donde se ubicarían algunos de los hoteles previstos (en total en el complejo habría 2.700 habitaciones de cuatro y cinco estrellas), zonas para espectáculos en directo, restaurantes, bares y un mercado gourmet para disfrutar de la gastronomía local e internacional.

Desde allí partiría un bulevar principal, dedicado sobre todo a la restauración, y otras cinco avenidas que además conectarían con los otros hoteles, con un teatro, las 16 salas de cine y varias de conciertos, un circo, discotecas, una bolera y los locales destinados al juego, aproximadamente un 10% de la oferta total.

Las actividades deportivas serían así mismo protagonistas: pistas de pádel, circuitos de senderismo y mountain-bike, seis piscinas resorts, varios gimnasios y spa… La macro-oferta se completaría con centros de convenciones para 14.000 personas y una zona comercial peatonal con 400 tiendas.

 

Etiquetas