¿Qué ocurrirá con el precio de la vivienda tras el estado de alarma?

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

¿Bajará el precio de la vivienda? O, más bien, ¿cuánto bajará? Se trata de uno de los grandes interrogantes que se ha planteado desde el comienzo de la crisis del coronavirus.. El antecedente de la crisis de 2008, el descenso de la actividad económica, el aumento de los índices de desempleo y la gran incertidumbre respecto al futuro en general parecen augurar que, efectivamente, los precios en el sector inmobiliario sufrirán un ajuste a la baja.

Ante esta perspectiva, las preguntas se multiplican: ¿afectará la caída de precio a la vivienda nueva en zonas de alta demanda? ¿Es un buen momento para comprar o es mejor esperar? ¿Y para vender?

Caída del número de operaciones

Hasta el momento, lo que es indiscutible es el descenso de las operaciones que se han producido por motivos obvios tras la declaración del estado de alarma. El Colegio de Registradores de la Propiedad apunta a una bajada interanual que roza el 38% durante el mes de abril, como también lo han hecho los visados de obra nueva.

Respecto a los precios, el primer trimestre del año, afectado sólo parcialmente por la situación del COVID-19, registraron una caída del 0,8% respecto a los meses anteriores, según los datos aportados por el Ministerio de Fomento.

¿Es ahora un buen momento para comprar?

Para quien esté pensando en adquirir una vivienda en propiedad o realizar una inversión inmobiliaria, la crisis del Coronavirus puede presentar alguna oportunidad. Algunos análisis (como los publicados por Moody’s o la financiera UBS) prevén caídas que pueden rozar los dos dígitos en un mercado que no se recuperará hasta, al menos, finales de 2021.

Los precios, se prevé, alcanzarán su nivel más bajo a final de año, si bien, la bajada no será homogénea. La obra nueva, en zonas de escasez como Madrid capital, probablemente consiga mantenerse ajena a la desaceleración general. Por otro lado, se prevé que las zonas costeras más turísticas y de segunda residencia se vean más afectadas por la crisis.

¿Es ahora un buen momento para vender?

En el otro extremo, quienes estén pensando en vender en los próximos tiempos, quizás no consigan hacerlo en las condiciones más ventajosas. En este punto, sin embargo, también habrá que atender a las particularidades del mercado local, así como a algunos cambios en la demanda derivados de la situación de estrés de la pandemia: la luminosidad de las viviendas cobra más importancia como también lo hace la amplitud. De hecho, se prevé un aumento de interés en las zonas periféricas de las grandes urbes en las que, por el mismo precio, la vivienda gana en metros cuadrados. 

Las buenas noticias para los propietarios es que la mayoría de los expertos estiman que la recuperación de esta crisis en lo relativo al mercado inmobiliario será más temprana que la anterior.

En resumen, parece irremediable que los precios de la vivienda desciendan de forma generalizada como consecuencia de la crisis del Coronavirus si bien el ajuste será heterogéneo: una realidad en la que, sin duda, se verán algunas oportunidades del lado de los compradores, mientras que no todos los vendedores saldrán heridos y, en cualquiera de los casos, los pronósticos auguran que la crisis de 2020 no tendrá tanto impacto como la de 2008, al menos sobre el sector inmobiliario.

Etiquetas