Las localidades donde puedes invertir en vivienda en la Costa Brava

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

Los 214 kilómetros de litoral costero que conforman la Costa Brava, en el extremo noroeste de España y perteneciente a la provincia de Girona, están llenos de preciosas playas, calas de ensueño, espacios naturales y pueblos medievales llenos de historia y de vida donde invertir en una casa en la Costa Brava.

Su clima privilegiado, su gastronomía, el entorno y sus posibilidades de comunicación hace que muchas personas quieran residir o adquirir una segunda residencia en esta zona.

Por qué invertir en la Costa Brava

La Costa Brava es una de las zonas de España que presentan un mayor interés para el inversor, tanto nacional como internacional. La calidad de vida es una de las razones, entre otras, lo que ha dado lugar al incremento de ventas de pisos en Costa Brava.

Este litoral tiene una de las mejores costas de toda la Península y es conocida por sus bellos paisajes. El hecho de tener rápido acceso a la playa y la montaña, unido a un clima mediterráneo muy agradable durante todo el año, son algunas de las razones que esgrimen quienes presentan interés en vivir en esta zona, eligiéndola como destino vacacional o bien como un lugar donde invertir.

A ello hay que sumarle los completos servicios y equipamientos de las ciudades, además de una oferta cultural y de ocio consolidada, la ausencia de contaminación y los excelentes nudos de comunicaciones, lo que implica que haya un alto número de pisos en venta en Costa Brava. Su cercanía con Barcelona y Francia hace que disfrute de un turismo atemporal, que, si bien se incrementa en los meses de verano, se mantiene estable una gran parte del año.

Qué hace apetecible la Costa Brava

Además de por la privilegiada posición geográfica en la que se encuentra, existen otros motivos para invertir aquí. Uno de ellos es el precio de la vivienda, más atractivo que en Francia. El hecho de que el metro cuadrado sea más barato que en la Costa Azul es un aliciente para los inversores que se decantan por este destino, en lugar de hacerlo en el país galo.

El precio de las viviendas todavía no ha alcanzado el que había antes de la crisis. La pandemia del Covid-19, además, ha hecho que muchos residentes en grandes ciudades opten por trasladarse a pueblos o ciudades costeras, donde tienen la oportunidad de teletrabajar, al tiempo que disfrutan de una mayor calidad de vida.

Las mejores oportunidades donde invertir en la Costa Brava

Algunas de las mejores oportunidades de inversión se encuentran en Lloret de Mar y Blanes, donde se asienta este apartamento de 61 m2 en la Avenida Mediterrani. Consta de un dormitorio con salida a la terraza, cocina abierta y un baño con bañera hidromasaje. Las viviendas a un paso del mar como este piso presentan un incremento de su valor de mercado.

Consigue esta vivienda en Blanes aquí.

Calonge y Palafrugell, destinos para invertir

La zona de Cadaqués, Rosas, Ampuriabrava o Calonge, con gran atractivo turístico, permiten alquilar una buena parte del año para rentabilizar la inversión. En esta última localidad encontramos un chalet unifamiliar de dos plantas, con tres dormitorios y dos baños, y un interior en buen estado de conservación. Tiene la ventaja de que se encuentra en una zona tranquila, rodeada de viviendas similares.

Palafrugell es un destino con relativa proximidad a Francia y bien comunicado, lo que le hace que aumente su atractivo para los inversores, quienes buscan pisos en venta en Costa Brava. En él encontramos este piso, que cuenta con un dormitorio, un cuarto de baño y se encuentra en la planta baja de un edificio de cinco alturas. Está ubicado en el centro, en una zona residencial y próximo a las zonas más comerciales de la localidad, lo que implica cercanía con supermercados, restaurantes y colegios.

Descubre esta vivienda de Palafrugell haciendo clic aquí.

Otros enclaves para vivir en la Costa Brava

El mercado también ofrece excelentes oportunidades, donde invertir en Costa Brava, con una alta rentabilidad de alquiler vacacional, en Tossa de Mar, donde está esta vivienda de dos dormitorios y un baño. Sus excelentes vistas al mar, y el hecho de que disponga de jardín y piscina, además de estar bien comunicado y en una zona con todos los equipamientos lo convierten en una excelente opción como residencia, segunda residencia o alquiler vacacional.

¿Te interesa esta vivienda en Tossa de Mar? ¡Infórmate aquí!

Llançà, por su parte, tiene tradición en deportes náuticos, lo que incrementa el valor de sus viviendas. Este piso, situado en la planta baja de un edificio plurifamiliar de cuatro plantas, dispone de tres habitaciones y un baño. Se revaloriza por estar situado en una zona con colegios, centros sanitarios, y zonas verdes y deportivas.

Invierte en esta vivienda de Llançà aquí.

Invertir en la Costa Brava es una apuesta segura por múltiples razones. Sus paisajes y playas, sus excelentes comunicaciones, su clima o la tranquilidad que se respira en sus poblaciones, perfectamente equipadas, convierten a este litoral en una de las zonas de España preferidas para vivir o veranear.