Encuentra con Haya tu piso con terraza para el verano

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

Con la llegada del buen tiempo las terrazas se disfrutan el doble. Independientemente de su tamaño, suponen un espacio añadido a la vivienda que resulta muy agradable para desconectar de la rutina diaria. Durante el día pueden servir para tomar el sol o leer un buen libro. Y por la noche resultan perfectas para compartir una velada con amigos o en familia.

Tener una terraza supone grandes ventajas durante la época estival. Y Haya Real Estate cuenta con decenas de viviendas de alquiler con terraza o balcones donde podrás disfrutarlas al máximo.

Haya Real Estate y sus viviendas con terraza

La oferta de viviendas con terraza se distribuye en diferentes puntos de la península (Murcia, Andalucía, Comunidad Valenciana y Cataluña), con precios de lo más asequibles. Encuentra tu futuro hogar de alquiler entre esta selección de viviendas.

La oferta en Andalucía

  • En Rincón de la Victoria (Málaga), consigue una vivienda de 120,58 m² con dos habitaciones, dos baños, salón-comedor, patio, balcón y terraza por 720 euros al mes. El activo se sitúa dentro de una urbanización con piscina, zonas ajardinadas y plaza de garaje.
  • Y en Torremolinos, se encuentra disponible una vivienda de 103 m² dentro del complejo residencial Las Buganvillas, con dos habitaciones, dos baños, piscina y jardín comunitario, por 800 euros al mes. Cuenta, a su vez, con azotea y escaleras de acceso a la misma.

Viviendas con balcón en Cataluña

  • En el municipio de Terrasa, se encuentra un luminoso estudio-dúplex de una habitación, un baño y cocina independiente, con acceso a terraza en la parte superior de la vivienda, por 550 euros al mes. También allí encontrarás un dúplex muy luminoso de 157 m², con dos habitaciones y dos baños, balcón y planta superior con tragaluz (con posibilidad de estudio o dormitorio) por 795 euros al mes.
  • Y ya en Barcelona, se encuentra un piso próximo al centro de la ciudad, con una superficie construida de 78 m², de tres habitaciones, un baño y terraza por 960 euros al mes.

Las oportunidades en la Comunidad Valenciana

  • En Torrevieja, consigue un piso de 60 m² construidos, con garaje, una habitación y un baño, balcón y piscina comunitaria incluidos en la oferta por solo 435 euros al mes.
  • En la turística Benidorm, puedes encontrar un céntrico piso con dormitorio doble, un baño, un gran balcón con vistas a la ciudad, piscina comunitaria y lavadero por 550 euros al mes. 
  • Y en Mislata (Valencia), se encuentra disponible una vivienda en edificio residencial de 89 m², con dos dormitorios, dos baños, amplio salón y cocina a estrenar por 680 euros al mes.

Y en la Región de Murcia…

  • Se ofertan varias viviendas de la promoción El Mirador de Agridulce, en Molina del Segura. Una de ellas cuenta con una superficie construida de 111 m², con cuatro habitaciones, dos baños, piscina exterior, zonas ajardinadas e infantiles y pistas deportivas por solo 620 euros al mes. 
  • En Los Nietos (Cartagena), puede ser tuyo este chalet adosado unifamiliar de tres plantas y tres habitaciones con terraza propia, dos baños y amplio solárium en la última planta con vistas al Mar Menor por 550 euros al mes.

Decora tu terraza para este verano

Para hacer de las terrazas un lugar agradable durante los meses de verano, deberemos tener en cuenta algunos aspectos relacionados con su distribución y decoración. Estas son algunas ideas para decorar y organizar tu terraza este verano:

Aprovecha el espacio

Una de las cosas más importantes a la hora de dejar la terraza lista para el verano es pensar en la distribución del mobiliario vas a colocar, lo que dependerá, principalmente, del espacio disponible.

Una idea de decoración para terrazas muy pequeñas es poner una mesa y sillas plegables, que puedes almacenar pegadas a la pared, para que no impidan el paso si no se están utilizando.

Si el tamaño de la terraza es algo mayor se puede optar por un mobiliario no demasiado voluminoso de mimbre o una mesa alta y abatible, ajustada a la pared y con sillas que no ocupen demasiado espacio. En cambio, las terrazas de tamaño mediano permiten la colocación de una mesa de comedor y una sombrilla orientable. Si hay espacio suficiente se pueden crear dos ambientes: el de la zona comedor y el de la zona de relax, con pufs o grandes cojines en el suelo, que puede hacer las funciones de solarium.

Y solamente si la terraza dispone de mucho espacio, como ocurre con la de los áticos, podremos poner tres zonas diferenciadas: para comer, para descansar o tomar algo más informalmente, y para tomar el sol. En estos casos, existe la posibilidad incluso de tener un pequeño huerto casero.

Elige bien el suelo, mobiliario y textiles

Es muy importante que suelo, mobiliario y textiles estén pensados para un uso exterior, ya que así no se estropearán con el paso del tiempo. La tarima flotante de madera sintética, tipo lama o baldosa, puede ser una excelente opción para el suelo, ya que no requiere de obra para instalarla. Pero también se puede optar por poner una zona con césped artificial.

Actualmente están de moda los palés de madera restaurados, que pueden actuar como mesa baja o para colocar colchonetas y cojines encima y así poder descansar o tomar algo recostados. Otra opción son los muebles de obra, que permiten aprovechar más el espacio, o el mimbre, que siempre se asocia al verano.

En cuanto a los textiles, las fibras naturales, como algodón o lino requieren de más cuidados, al contrario de los materiales sintéticos. Hay que tener en cuenta que las telas tienen que ser agradables al tacto y resistir bien el impacto directo de los rayos de sol. Un espacio de almacenamiento en la terraza puede ser muy útil para guardar alfombras o cojines cuando no se utilicen.

Escoge una iluminación correcta

Una buena iluminación es imprescindible para que tu terraza resulte acogedora. Hay múltiples opciones, desde un punto de luz genérico situado en la zona donde te vas a sentar a comer o a leer un libro, a luces indirectas y más sutiles, conseguidas a través de leds, lámparas portátiles o solares, guirnaldas o farolillos.

Protégela del sol y de las miradas indiscretas

En verano es absolutamente necesario protegerse del sol, excepto si buscas una zona de solárium. Para ello existen diferentes posibilidades, que se adaptan al espacio disponible. Desde el típico toldo para terrazas pequeñas a una divertida sombrilla que dé sombra a un área determinada. Para espacios más amplios resulta muy útil una pérgola fija o desmontable.

Y para estar salvo de las miradas de los vecinos, nada mejor que rodear la terraza de plantas o vegetación, que aportarán un toque de frescor perfecto para esta época del año.

Dale encanto con pequeños detalles

No es necesario que la terraza esté excesivamente decorada, ya que si es así el espacio parecerá muy agobiante y recargado. Pero sí que conviene darle un toque personal. Para ello, elegir bien los colores es importante. Se pueden utilizar tonos neutros en la terraza, pero combinados con un tono de vajilla o cojines algo más atrevidos, que hagan contraste.

Los objetos decorativos de cerámica nunca están de más. Asimismo, también puedes hacerte con una fuente para acompañarte de un sonido que transmita paz y tranquilidad. Las hay de todos los tamaños, desde las más pequeñas, que se adaptan a la pared, hasta fuentes de inspiración oriental de mayor envergadura. Todas ellas transmiten un murmullo que resulta perfecto para relajarse.

Con pequeños detalles puedes conseguir el estilo que más te guste: bohemio, romántico, divertido, desenfadado, relajante… el único consejo a seguir es no poner más elementos de los que el tamaño de tu terraza pueda admitir y darle tu toque personal.

Etiquetas