Cómo realizar correctamente la transacción de una vivienda

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)

Si estás pensando en realizar la transacción de una propiedad inmobiliaria y no tienes muy claros los pasos a seguir, leer este artículo puede resolver algunas de tus principales dudas.

Las transacciones de compraventa suponen el 74 % de las operaciones inmobiliarias realizadas en el último año, según nos confirma el informe de una importante empresa del sector financiero e inmobiliario. Este hecho afianza un mercado de la vivienda residencial que va en claro ascenso.

Tras una temporada de menor movimiento en el mercado inmobiliario, llega el momento de que investigues las posibilidades que tienes a tu alcance. Si estás planteándote realizar la transacción de una vivienda, quizá ha llegado el momento de lanzarte a la aventura. Lee los consejos que te ofrecemos y el camino será mucho más llano y accesible.

Una correcta recopilación de documentos

El primer paso será recopilar toda la documentación necesaria para cumplir adecuadamente con la legislación. También es recomendable que revises que todos los documentos estén en regla y actualizados. Eso evitará demoras y te librará de quebraderos de cabeza.

Necesitarás tener preparado lo siguiente:

El DNI, o documento de acreditación de identidad análogo, de todas las partes involucradas en la transacción. Es importante que revises que no esté caducado o podría ser rechazado en algún momento del proceso.

Nota Simple Registral en la que conste la auténtica titularidad del inmueble. Es un documento a aportar por el vendedor, aunque el comprador puede solicitarlo por su cuenta. Se trata de un documento que expide un organismo público, el Registro de la Propiedad, y en él hay constancia de posibles cargas que pesen sobre la vivienda (embargos o hipotecas, por ejemplo). Pese a que no es gratuito, pero sí económico, su precio está entre 5 y 10 euros.

Último recibo del IBI. Con él, si eres el vendedor, acreditarás estar al día en los pagos tributarios de la vivienda. Es necesario también que demuestres, mediante un certificado expedido por la comunidad de propietarios, que no debes ninguna cuota. Todo esto es importante porque, una vez hecha efectiva la transacción de la propiedad, los pagos no satisfechos irían a cargo del comprador.

Planos de la vivienda y estatutos de la comunidad. Posiblemente te los solicite el comprador si va a pedir una hipoteca (normalmente los bancos lo requieren) y teniéndolos preparados adelantarás.

Fotocopia de la escritura de la compraventa anterior. Es un documento que tendrás de la anterior operación. En su defecto, se pueden solicitar los datos al Registro de la Propiedad.

Dejar constancia en un contrato previo del precio y otras condiciones

Todos los detalles del acuerdo que pactéis entre ambas partes es conveniente que queden registrados en un contrato de arras. En este documento deberá quedar constancia de todos los acuerdos que se establezcan en el momento de la reserva del inmueble.

Deberán quedar reflejados datos importantes como el precio de la transacción, modo de pago, plazo para realizar toda la operación, fecha aproximada de entrega de la vivienda y cuantía de la señal (en caso de haberla pactado.)

En este contrato existe bastante flexibilidad en el modelo de redacción, y puedes adaptarlo a tu caso concreto. De todas formas, lo recomendable, si quieres hacerlo todo bien y no dejarte ningún requisito legal por cumplimentar, es confiar en servicios inmobiliarios profesionales.

Todo listo para el paso final

Una vez lo tengas todo claro, llegó la hora de la verdad. El siguiente paso es realizar una escritura pública en la notaría en la que quede constancia legal de toda la operación.

En este momento será la oficina del notario la que se ocupe de documentar, redactar, dar fe de la firma e inscribirlo todo según la legislación. No obstante, en los pasos previos a la transacción de la propiedad y que hemos descrito en el artículo, puedes solicitar asesoramiento profesional para que todo salga de la mejor de las formas. ¡Suerte!

Etiquetas