Cinco ideas para una casa acogedora este invierno

MaloRegularBuenoMuy BuenoExcelente (Valóralo)
Con la llegada del frío pasamos más tiempo en nuestro hogar, por lo que, si queremos disfrutar al máximo nuestra vivienda, conviene tener claras las ideas para tener una casa acogedora en esta época del año. No es necesario hacer grandes obras ni pensar en complicadas reformas. Simplemente acondicionando algunas estancias, siguiendo las últimas tendencias de decoración y redistribuyendo el espacio, puedes conseguir mayor sensación de amplitud y, sobre todo, rincones personalizados que te permitan vivir el invierno más confortable que recuerdes. Estas ideas para una casa acogedora te ayudarán a conseguir que tu casa sea un lugar de descanso. Ya puede hacer frío fuera, que tú tendrás ese calor de hogar que tanto apetece en esta época del año.

Elige colores cálidos

Dentro de las ideas para una casa acogedora, los colores juegan un papel primordial. En invierno, las tonalidades que aportan más sensación de amplitud y calidez son las suaves, como el amarillo tenue o la amplia gama de beige. Si las paredes están en cualquiera de estos tonos lograrás que tu casa parezca más confortable en invierno. Además, conseguirás un ambiente relajado y armonioso, al estilo de los países nórdicos, que utilizan estas tonalidades de manera habitual en su hogar, tanto en textiles como en paredes y mobiliario. Si además quieres introducir un toque de energía para hacer frente a la escasa luz que reina en estos meses del año, puedes introducir pinceladas de algunas tonalidades en tendencia, como el azul turquesa o el morado en cojines, alfombras o detalles como los marcos de los cuadros. Pero siempre sin saturar, con el fin de lograr ese ambiente minimalista que nos transmita paz y equilibrio. ¡Disfrutarás de tu casa como nunca y adorarás estar en tu hogar las tardes de invierno!

Materiales naturales y ecológicos

En cuanto a los materiales para los meses más fríos del año, siguen siendo tendencia todos los reciclados como el corcho, que demuestra que la conciencia ecológica está instaurada en todos los ámbitos de nuestra vida. Otro material que también transmite calidez es la madera, que puede estar tratada o sin pulir, o incluso envejecida. Puedes utilizarla en los suelos y en los muebles. Un cabecero de cama hecho de madera, un suelo con sus nudos o una mesita delante del sofá elaborada en una madera natural combina perfectamente con cualquier estilo y transmite sensación de hogar.

Redistribuye los espacios

Las personas ya no buscan sobrecargar los espacios con recuerdos, muebles que nunca utilizan o accesorios que, más que ser útiles, estorban en el día a día. Es mejor optar por objetos funcionales que a la vez sean decorativos. Si estás buscando redecorar tu hogar de cara al invierno piensa en muebles que con el tiempo sigas utilizando y que no te quiten espacio dentro de casa. Es importante que elijas mobiliario con una estética equilibrada, que te permita huir del estrés laboral. Un rincón de lectura encantador, una butaca para ver nevar al lado de la ventana o un cómodo y mullido sillón, se convertirán en el mobiliario estrella de tu hogar los meses más fríos. Y si necesitas espacio, una de las mejores ideas para una casa acogedora es realizar una redistribución de los muebles, de manera que te permita ganar espacio y así disfrutar cómodamente de las reuniones con familia y amigos, tan propicias en estas fechas.

Plantas naturales y papel pintado

La vegetación es la gran apuesta de los diseñadores para este invierno. Las plantas naturales transmiten bienestar y ayudan a combatir el estrés. Además de oxigenar el espacio, controlan la humedad y te conectan con la naturaleza. Si no tienes tiempo para el cuidado de las plantas, puedes utilizar un papel pintado con motivos vegetales para ciertos rincones de tu hogar. Los hay para todos los gustos: con estampados florales, plantas tropicales, hojas verdes o incluso con textura, para que acariciarlo sea un auténtico placer.

Otras ideas para una casa acogedora

Cuando uno piensa en el invierno, inmediatamente le viene a la cabeza la idea de una manta y un café mientras se disfruta de la lectura de un buen libro o tu serie favorita. Si la manta que utilizas tiene tonalidades amarillas o anaranjadas, te recordará a la luz del sol, incluso en los días más grises y fríos. La orientación de la casa es sumamente importante en invierno, pero es algo que, desafortunadamente, no puedes cambiar. Suerte que las fibras naturales están de moda. Mantas de punto, de pelo largo, cojines mullidos, tapices para las paredes o suelos cubiertos de alfombras, no solo te harán estar a la última, sino que te ayudarán a ahorrar en la factura energética porque actuarán como aislantes ante el frío. Si notas que tu casa no transmite sensación de armonía o que no es lo suficientemente acogedora, es hora de ponerte en marcha. Si no te sientes seguro en tus decisiones, lo mejor es solicitar consejopresupuestos a profesionales como pintores, decoradores o interioristas. Con su experiencia, son quienes te pueden proporcionar las mejores ideas para una casa acogedora en estos meses de invierno.