Una mano de pintura, papel pintado, o plaquetas decorativas: las paredes también necesitan un cambio

pizarra-700x418
Los tonos clásicos (blanco, crema, gris claro…), van ganando peso los colores y las texturas más arriesgadas que pueden hacer que tu casa, o cualquier estancia, quede totalmente renovada y tenga un toque diferente.

Una mano de pintura es la opción más sencilla y rápida para darle un toque a tu casa, y que gane luminosidad y color, aportando una envidiable sensación de renovación. Los colores claros son los que dan más luz, agrandan los espacios y, sinceramente, son los más usados por todos. Pero junto a los tonos clásicos (blanco, crema, gris claro…), van ganando peso los colores y las texturas más arriesgadas que pueden hacer que tu casa, o cualquier estancia, quede totalmente renovada y tenga un toque diferente.

Si queremos darle una mano de pintura, ¿por qué no dar un paso más y optar por las pinturas metalizadas? Éstas aportan elegancia y tienen acabados muy diferentes a lo que estamos acostumbrados: color oro, si queremos darle un toque étnico a nuestra habitación; plata, para aportar elegancia, etcétera, que puedes encontrar en varias texturas, en brillo o en mate, y que te aseguramos que no son nada extravagantes.

Por otro lado, el papel pintado ha pasado de considerarse un resquicio del pasado, a ponerse de moda. Además es fácil de aplicar si eres mañoso y con él puedes decorar de maneras muy diferentes: con formas geométricas, con relieve, que aparenten piedra natural, pizarra, etcétera. ¡Ya verás cómo resaltará el aspecto de las habitaciones donde lo utilices!

¡Atrévete y dale un cambio a tu casa!

1 Comentario

  1. Nerea

    Gracias por su trabajo!!http://viagraqlor.com/

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *