Inmueble Pendiente de inscripción

Un inmueble pendiente de inscripción significa que las escrituras de la vivienda no están formalizadas, es decir, la vivienda no consta en el Registro de la Propiedad y no acredita al propietario como poseedor del inmueble.

La inscripción del inmueble en el Registro de la Propiedad otorga seguridad judicial y es el único título válido frente a terceros. Es necesario para demostrar la propiedad del bien y describe las características y posibles cargas que pueda tener el inmueble.

Para formalizar el Registro de la Propiedad son necesarios varios documentos, concretamente tres:

  1. Copia autorizada de la escritura pública de venta.
  2. El Impreso de Autoliquidación.
  3. Último recibo del IBI

Una vez presentados los documentos, personalmente o a través de gestoría, la inscripción habrá de ser practicada dentro de los 15 días hábiles siguientes. El documento será comprobado por los registradores para comprobar que todos los requisitos que establece la ley tengan plena eficacia.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *